Una habitación para el descanso y el amor

Una habitación para el descanso y el amor

Para dormir bien, es clave que tu dormitorio sea un sitio dedicado al descanso, y … a los cariños que se dan en pareja.

¿Y porque? Sencillamente porque todo lo que hacemos en un sitio lo carga con la energía correspondiente a la actividad. Si quieres descansar bien, y tener un sueño más fácil, rápido y profundo, te recomiendo que evites todo lo que pondría energías de tensión o de acción: trabajar, estudiar, leer, bailar, hacer ejercicio físico, … y hasta planchar!
Al revés, todo lo que sea relacionado con una mayor relajación contribuye a establecer un ambiente favorable. Así que sentará muy bien al clima de tu habitación el practicar ioga, hacer relajación, dar masajes, meditar o rezar, y … las actividades de vida íntima de la pareja.

Asimismo, los objetos deben ser seleccionados de la misma manera, evitando tanto como puedas los libros, las herramientas de trabajo (pc, móvil, apuntes, …), o las fuentes de distracción como la televisión, o posibles aparatos para hacer ejercicio.

Así, tu habitación se volverá poco a poco como un templo del descanso!
Entrarás en tu dormitorio y el ambiente, la energía ya te ayudarán a relajarte: ah que conoces sitios que te energetizan (el gimnasio, un estadio de fútbol), o a veces que te estresan por sus energías (la oficina?!?). Pues pasa lo mismo para el aspecto contrario. Por eso algunos encuentran paz en las iglesias o los templos. Aquí se trata de que tu habitación, por su decoración, ordenación, y energía te produzca exactamente ese efecto relajante y tranquilizador.

Por lo tanto pon las buenas energías donde vayas a dormir, y elimina aquellas actividades que dejarán una carga de concentración y de tensión. El sueño vendrá más naturalmente así!

   
Acerca de Olivier Charlot

Ingeniero reconvertido a las terapias naturales, comparto en mi blog los consejos y métodos que me permitieron solucionar mi grave problema de insomnio crónico sin tomar ninguna pastilla. [Olivier Charlot]


Deja tu comentario

Los comentarios de este blog están moderados, y aparecen una vez revisados.